Auge de los robots: factores clave que impulsan la adopción de tecnología robótica

La revolución robótica se acelera rápidamente con los rápidos avances tecnológicos en automatización, ingeniería, almacenamiento de energía, inteligencia artificial y aprendizaje automático. La cantidad de robots utilizados en todo el mundo se multiplicó por tres a 2,25 millones en las últimas dos décadas, y según los estudios, el stock mundial de robots aumentará aún más rápido en 20 años, llegando a 20 millones para 2030, con 14 millones solo en China.

Las implicaciones de esto son inmensas. Transformará las capacidades de los robots y su capacidad para hacerse cargo de las tareas que antes realizaban los humanos. Impulsará la productividad y el crecimiento económico, lo que conducirá a la creación de nuevos empleos y a la interrupción de todos los modelos comerciales existentes en muchos sectores.

if ( td_screen_width >= 1019 && td_screen_width < 1140 ) { /* landscape tablets */ document.write(''); } if ( td_screen_width >= 768 && td_screen_width < 1019 ) { /* portrait tablets */ document.write(''); } if ( td_screen_width < 768 ) { /* Phones */ document.write(''); }

Basado en nuestro análisis del uso de robots industriales en todo el sector de fabricación, esta publicación identifica tres impulsores principales detrás de este nuevo ritmo de adopción de la tecnología robótica. Son precios, aplicaciones innovadoras y demanda del consumidor.

Los robots se están volviendo más baratos.

La rápida expansión de las instalaciones de robots se debe en parte a la caída de los costos reales de las máquinas. El precio promedio de una unidad de robot ha caído un 11% desde 2011, mientras que la potencia de procesamiento de los microchips, la duración de la batería y otros componentes tecnológicos de la robótica han mejorado drásticamente. El aumento de los costos laborales en las principales economías manufactureras también contribuye a una dinámica de precios cada vez más atractiva. Por ejemplo, en China, los costos laborales unitarios han aumentado en más del 65% desde 2008.

Los robots se están volviendo más capaces rápidamente.

Las innovaciones y los avances tecnológicos han hecho que los robots actuales sean mucho más pequeños, colaborativos y más sensibles a su entorno. Gracias a la inteligencia artificial y al aprendizaje automático, ahora pueden aprender de sus experiencias y tomar decisiones por sí mismos con el uso de datos de una red de robots. Ha impulsado la adopción de robots en sectores más allá de la industria automotriz. Además, a medida que las tecnologías mejoran, los robots se utilizan en procesos cada vez más sofisticados, en contextos más variados, y se pueden instalar más rápido.

La demanda de productos manufacturados está en aumento, y China está emergiendo como un líder mundial.

Desde 2010, el centro de gravedad en el stock de robots del mundo se ha desplazado hacia nuevos fabricantes.

Gran parte del crecimiento de las existencias de robots en la última década se puede atribuir a la creciente demanda de productos manufacturados. China está en el centro de ese cambio. Aproximadamente, cada tercer robot en todo el mundo ahora está instalado en China, que expandió su liderazgo como el mercado de robots industriales más grande del mundo en 2017, representando el 36 por ciento de las ventas globales, frente al 30 por ciento en 2016. China se ha convertido en el mayor sitio de fabricación de automóviles en el mundo y un productor líder de dispositivos electrónicos de consumo, baterías y semiconductores, todos sectores de fabricación altamente intensivos en robots.

China aún está al comienzo de su viaje hacia la automatización. En este momento, solo utiliza 68 robots por cada 10.000 trabajadores en la fabricación general, en comparación con 303 por cada 10.000 en Japón y 631 por cada 10.000 en Corea del Sur. Grandes sectores de la fuerza laboral de China todavía están involucrados en procesos manuales, lo que significa que queda un gran potencial para una mayor robotización de su sector manufacturero, más que en cualquier otro país. Pero, si la trayectoria actual de inversión continúa, China podría tener hasta 14 millones de robots industriales para 2030, eclipsando el resto de las existencias de robots industriales del mundo, ya que refuerza su posición como el principal centro de fabricación en el mundo.

Leave a Comment!